Tubos frontales de natación

Descubre nuestro catálogo de tubos frontales para natación en piscina | Envío Gratis a tienda

a11y.skip-filters
Filtros
Filtrar por color
Filtrar por marca
Filtrar por precio
Vendedores
4.4/5 Basado en 396 Opiniones recopiladas online y en tiendas
¿Es un regalo? Ofrezca la opción Ofrece una tarjeta de regalo

MEJORA TU TÉCNICA O CUIDA DE TUS CERVICALES CON UN TUBO FRONTAL DE NATACIÓN

Los tubos frontales de natación están diseñados para poder nadar sin sacar la cabeza del agua, esto nos permite multitud de ejercicios. En primer lugar es muy interesante para mejorar la técnica, tanto de respiración como dinámica de natación permitiendo concentrarte en el movimiento de las extremidades y el tronco sin tener que pensar en la respiración. Además es adecuada para personas con dolor de cervicales y espalda porque permite una posición recta.

AUMENTA LA INTENSIDAD DE TU ENTRENAMIENTO CON UN TUBOS DE NATACIÓN

Es posible que nunca te has planteado que gracias a una tuba de natación podrías mejorar en tu rapidez de nado, este es el momento de salir de dudas, los Tubos o tubas frontales para los más iniciados, o nadadores en etapas de perfeccionamiento, además de ayudar en la respiración o evitando lesiones en las cervicales, ayuda a mejorar la posición del cuerpo y mejorar los giros. Para los más expertos, un tubo de natación, consigue que no tengas que cambiar de posición tu cuerpo, sea cual sea tu intensidad de nado, ya que no tienes porque sacar la cabeza para hacer las respiraciones, lo haces desde el tubo, eso te garantiza no preocuparte por la respiración, y centrarte más en el cambio de tracción de brazos durante las brazadas para ganar segundos, así como hacer un entrenamiento mucho más intenso.

¿CÓMO USAR UNA TUBA FRONTAL DE NATACIÓN?

Las tubas frontales, gracias a la sujección en la frente se acoplan independientemente de las gafas que uses, y te ayudan a evitar los movimientos bruscos del cuello, eso sí, es importante que tengas cuidado con los cambios de posición del cuerpo, debes recordar mantener siempre la cabeza vertical, para que la tuba se mantenga en su posición mientras entrenas, ¡Importante! Si es la primera vez que vas a usar la tuba, ten cuidado en las primeras respiraciones, ya que al principio se hace raro respirar solo por la boca, y puedes cometer el error de inhalar por la nariz, dejando que entre el agua y parando tu entrenamiento, pero ¡Seguro que en un par de largos, le coges el truquillo!.