Filtrar resultados
25
artículo artículos para

Ropa interior térmica de esquí para hombre y mujer

Ordenar por:

Tu producto ha sido añadido
Comparar mis productos (0/5)
Abrir
No hay ningún producto que comparar
Tu comparador está lleno Por favor, elimina un producto.
Eliminar

CONSEJOS SOBRE ROPA TERMICA DE ESQUI

En la practica del esquí y snowboard, habitualmente nos encontramos con condiciones climáticas muy cambiantes, como son la humedad, el viento y por supuesto, el frío. Por ello si queremos aprovechar a tope de nuestro día de nieve es muy importante equiparse correctamente.

A través del blog, nuestro compañero Jorge Ramírez explica de una forma rápida y visual la técnica de las 3 capas para abrigarse en la nieve. Vamos a ver más a fondo la importancia de la ropa térmica, también conocida como primera capa.

La primera capa es la que tenemos en contacto directo con la piel, y nos debe quedar ajustada sin llegar a resultar incómoda. Hablamos de la camiseta y pantalón termico, los guantes térmicos y calcetines. Las dos principales funciones de la primera capa son:

En primer lugar, la evacuación del sudor, para evitar la sensación de humedad y por supuesto que nuestro cuerpo se enfríe. La transpirabilidad de una camiseta térmica se mide en gr/m2/24h. Recomendamos elegir un índice no inferior a 8000 gr/m2/24h.

La segunda ventaja de una prenda térmica es la del aislamiento del frio manteniendo nuestro calor corporal. La camiseta o pantalón térmico no aporta calor, pero sí lo mantiene, en función del gramaje y las características técnicas de nuestra ropa térmica. Habitualmente las prendas de mayor densidad tienen tejidos adaptados en las zonas de mayor transpiración como por ejemplo la zona lumbar o las axilas.

En general la ropa térmica se compone de fibras sintéticas, aunque también podemos encontrar prendas térmicas de lana merina, que resulta muy transpirable y además mantiene nuestro calor corporal incluso en mojado. En cambio recomendamos evitar el algodón que se moja a causa del sudor, se seca más lentamente y por tanto nos da sensación de frio.

¡Y una vez abrigados, a disfrutar del esquí y snowboard!